Municipios / La provincia autoriza los «acompañamientos familiares» a pacientes terminales

La muerte de Solange Musse, la chica que no pudo ser despedida por su padre, al no serle permitido el ingreso a la provincia de Cordoba ( provincia en donde estaba internada), desató la polémica sobre los enfermos convalecientes de COVID-19 y que no pueden ser despedidos por sus familiares.

El viernes, la provincia aprobó la resolución 1423 del Ministerio de Salud publicada el viernes en el Boletín Oficial del distrito, donde se propone una serie de herramientas para equipos médicos «enfatizando la importancia de la función de acompañamiento por parte del Estado».

Ya son tres los distritos que han adoptado estos protocolos, ellos De esta manera, podrán presentarse como «acompañantes/familiares» quienes hayan firmado un consentimiento indicando ser mayor de edad, no presentar síntomas asociados a Covid-19, no presentar condiciones de riesgo para este virus (mayor a 60 años y patologías preexistentes), y quienes hayan sido capacitados en la correcta utilización de los equipos de protección personal.